30 nov. 2011

Hombre

Hombre en tu cuerpo hombre
En tus ojos lobo malherido
Que aúlla por el manto colorido
Del calor convulso de mi nombre.

Hombre que me amas con el frío
De la mente que te piensa y que te esconde
Te amo con tristeza que se rompe
Cuando veo los ojos de tu rostro como míos.

Tu carne satisfecha brilla en día
Como brillan mis labios por la noche
Cuando besan tu pecho que no existe

Y resuena masculina sintonía
Al compás de mis caderas fugitivas
Que te piensan anhelantes cada noche.



25 nov. 2011

Pensamiento sin título

quiero que venga el escritor de flores para que corte mi cuerpo y lo desmiembre
y con mis manos, mis pies y mis colores, forje las coronas que den luz a tu muerte.

18 nov. 2011

Luz intermitente

Luz intermitente
Claroscuro de esperanza
Te sueño a través del humo espeso de la espuma
Trenzo mis simpatías hacia la espera de cada día
Entre fracción y fracción
Te vislumbro y te me escapas

Entre sábanas, los espejos parecieran mentes vistas a través de gafas gelatinosas.

Luz intermitente
Como estrella que es planeta
Como Venus y el Norte
Norte lejano a ti
Asombras a la sombra
Incapaz de seguirte
Y se hunde en el instante
que tiene sabor a ti.



15 nov. 2011

de "Canciones y liricismos"


I

Quisiera mojar tu paño
con mi sonrisa
quisiera que vieras mis labios
partidos por tu huída;
que sintieras mi frente
que te ama
que sintieras mis manos
que te extrañan.

Si vieras en mí con quién compartirte
entenderías que no tienes que ser mía.

Lleva tu baile a sendos rincones
mira a todas partes, no temas perderte
y su una luz menguante te hiere
perdónala y sigue adelante.

¿Cómo soñar conmigo
en el mar que siempre cambia;
cómo mirarme a través
de la memoria que se apaga;
cómo tenerme si ando siempre
                                                  [fugitiva?]

Sin embargo sabes tú
que por verte me detengo
y miro atrás algunas veces.

Si prefieres voltear a todas partes
antes que al ensueño que existió
ve con tus versos por delante
te mando mis besos, mi canción.

Voy a cantarte hasta que me canse
hasta que mis ojos se desvíen
y mi corazón mire hacia otra parte.

Y si acaso sucediera
que por mi ausencia te afliges
no tengo nada que decirte,
todo se ha dicho antes.

Yo no quiero romperte
sólo quisiera amarte
amigablemente recordarte
que son para ti
estos versos torpes.

9 nov. 2011

Viajes

I
Ovejas pastando en transparencia
Su lana es andar simultáneo
Balan mudas por el viento
Lloran negrura sobre el carro

Su ausencia ilumina el cielo
Enfurece la tierra roja
Enmudecen las últimas hojas
De un destierro enajenado


II
Un incendio en el cielo
enfurece el incontenible
mar,
ignorante de su ceguera
extiende sus lenguas de muerto
escupe de amor y rabia
para ella, contra ellos
para cortar la carne
y en sus olas,
ofrecer conchas de niño muerto.


III
Frente al mar encontré un guardavidas roto, hecho de palmas rotas. En su interior había una silla rota y una piedra rota por donde escapan las vidas que alguna vez se salvaron. Ahora las vidas no se salvan, se pierden; cabalgan tempestuosas entre las olas del mar, gimen cuando sienten la arena en sus cabellos, alargan sus brazos buscando quién las guarde, pero la guarda, la palma, la silla y la piedra están rotas. Sólo  el silencio ofrece,  a veces, un pasaje de consuelo.

IV
En el mar conocí el amor, mi verdadero amor. Entre el agridulce cielo y la arena escurridiza le regalé mis labios; los aceptó y se fue, porque para él, el cielo es color azul y la tierra color café. 



8 nov. 2011

Para Noviembre

Aquí los muertos tienen hambre
y nosotros comiendo pan.


Aquí los muertos tienen sed
y nosotros los vivos más
pero no de venganza y muerte
que de esa, por mucho sobra.


Aquí tenemos sed de paz
ojalá llegue a buena hora.

7 nov. 2011

El arte de amar una sola persona


El arte de amar una sola persona
quema, vuela despavorido.
Únense al amanecer colorido
los aires del viento que traiciona.
Temblorosa la forma, nace inconsciente
revuelve en las sombras el origen
catalizador de una, la marea virgen
que en nada y todo se transforma.
El arte de amar una sola persona
existe, sí existe
pero llueve en la vida y en las rocas
trastorna el vacío de las cosas.

Nota sobre el amor


¿Qué pensarían los líricos romanos si nos escucharan, a sus nietos poetas hispanos, cada vez que declaramos amor por otro, ajeno a nosotros? Dirían, estos dicen amar cuando en realidad sólo confirman ser amados.

Explicación: En latín, “amor” es la construcción en voz pasiva para decir “soy amado”.